Parlamentarios alemanes expresan preocupación por la represión policial en Colombia y exigen investigaciones

Miembros del parlamento alemán han enviado una carta al embajador de Colombia en Alemania en la que manifiestan su preocupación por los hechos de violencia y la represión policial ocurrida durante las manifestaciones callejeras recientes en Colombia contra medidas impopulares propuestas por el presidente colombiano Iván Duque. Allí exigen que se investiguen agresiones contra defensores de los derechos humanos, sucedidas mientras realizaban su legítima labor de vigilancia de los acontecimientos.

Uwe Kekeritz MdB. Platz der Republik 1. 11011 Berlin

Embajada de Colombia en Alemania

Embajador Hans-Peter Knudsen

Taubenstr. 23
D-10117 Berlín

Berlin, 12 de mayo, 2021

Asunto: Respuesta a su comunicación del 7 de mayo 2021

Honorable Sr. Embajador,

Cordial saludo.

Agradecemos su amable respuesta a nuestra carta al Presidente Duque de fecha 7 de mayo de este año. Nos complace observar que el Ministerio de Asuntos Exteriores también ha compartido su comunicación en las redes sociales, dando así un amplio espacio público a nuestro debate.

Lamentablemente, el pasado domingo 09 de mayo del presente año, se produjeron nuevos incidentes de violencia y se renovaron los ataques contra los manifestantes en Cali, por lo que hoy se estiman 52 muertos por acciones de la fuerza pública y un policía muerto, así como 489 heridos, de los cuales 48 fueron causados por armas de fuego y 33 son lesiones oculares. Según los informes de las organizaciones locales de derechos humanos, 69 defensores de los derechos humanos han sido víctimas de agresiones mientras realizaban su legítima labor de vigilancia de los acontecimientos. Se nos informó además de que de las 1.365 detenciones, un alto número fueron arbitrarias y hubo casos de trato inhumano a las y los detenidos. El número de 435 desapariciones en relación con las manifestaciones también nos parece alarmantemente alto.

En general, el número de posibles víctimas del uso excesivo de la fuerza parece haber aumentado. Nos resulta especialmente preocupante observar el uso de armas de fuego por parte de personas vestidas de civil contra los manifestantes en Cali, mientras que las fuerzas policiales uniformadas se encontraban aparentemente en las inmediaciones, como se muestra en vídeos del pasado domingo. El testimonio de que algunos de los manifestantes violentos fueron sacados de las manifestaciones en vehículos policiales también plantea dudas. En general, esto indica que hay una serie de casos y situaciones que requieren una investigación más profunda en conformidad con el Estado de Derecho.

Coincidimos con usted en la necesidad urgente de investigaciones efectivas por parte de la Fiscalía, la Procuraduría y el control y prevención efectivos a través de la Defensoría del Pueblo. Le agradeceríamos que nos informara del número de casos en los que las citadas autoridades de la justicia civil han abierto investigaciones y si hay algún caso que se esté investigando en la justicia militar. Queremos recordar que al Estado colombiano ya se le ha recomendado en varias ocasiones desde instancias independientes que los casos de víctimas civiles por el uso de la fuerza pública sean investigados y juzgados por la justicia civil.

Nos complace saber que el diálogo con los grupos sociales está avanzando y que el Presidente está haciendo ofertas concretas a las generaciones jóvenes, como la supresión de los costos de matrícula en los centros de educación superior estatales. No obstante, lamentamos que el diálogo con el Comité Nacional del Paro el 10 de mayo de este año haya finalizado sin resultados concretos. Creemos que es importante que este diálogo continúe y pensamos que Cali podría ser un lugar apropiado para ello. Comprendemos el llamado del Comité para que se ponga fin al uso excesivo de la fuerza por parte de la fuerza pública en vista de los acontecimientos descritos anteriormente. La aplicación estricta del marco legal y de los protocolos pertinentes que usted ha mencionado podría ser demostrado ya en las manifestaciones anunciadas por el Comité para el día de hoy, así como en la reunión plenaria de mañana 13 de mayo, y asi enviar una señal positiva.

Tenemos conocimiento de la apertura de Colombia a la supervisión internacional de los derechos humanos que usted ha destacado. También creemos que la existencia de la Oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Colombia es una expresión de los esfuerzos de su país y del apoyo internacional a sus esfuerzos por llevar a cabo una política activa de derechos humanos. Alemania siempre ha apoyado la creación y el trabajo de la Oficina y creemos que su mandato le permitirá seguir contribuyendo positivamente a la mejora de la situación de los derechos humanos en Colombia. En este contexto, nos ha sorprendido la carta de la Ministra de Asuntos Exteriores a la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, en la que expresa una grave vulneración de la confianza debido a las críticas a la violencia policial formuladas por la Oficina y la Alta Comisionada. Nosotros percibimos las declaraciones de la portavoz de la Alta Comisionada y del jefe de la Oficina en Colombia como plenamente adecuadas. Al igual que en nuestra primera carta, queremos pedirle que acepte el apoyo de la Oficina de la Alta Comisionada en el esclarecimiento de los casos, así como en la mejora estructural del cumplimiento de las normas internacionales para las operaciones policiales.
Le agradecemos de nuevo su franqueza y su amable comunicación.

Atentamente,

Uwe Kekeritz, Alianza 90/Los Verdes

Heike Hänsel, La Izquierda

Dr. Bettina Hoffmann, Alianza 90/Los Verdes

Omid Nouripour, Alianza 90/Los Verdes

Helge Lindh, Partido Socialdemócrata (SPD)

Norbert Altenkamp, Unión Demócrata Cristiana (CDU)

Simone Barrientos, La Izquierda

Ottmar von Holtz, Alianza 90/Los Verdes

Kai Gehring, Alianza 90/Los Verdes

Frank Schwabe, Partido Socialdemócrata (SPD)

Margarete Bause, Alianza 90/Los Verdes

Michel Brandt, La Izquierda

Eva-Maria Schreiber, La Izquierda

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *