Expresidente hondureño Juan Orlando Hernández Alvarado participó en conspiración para traficar más de 500 toneladas de droga, según acusación de los Estados Unidos

Los estados Unidos acusan al expresidente de Honduras, Juan Orlando Hernández Alvarado, quien entregó el cargo a finales de enero tras ocho años en el poder, de participar en “una conspiración violenta de narcotráfico” que transportó unos 500,000 kilogramos de cocaína con destino a territorio estadounidense.

La información se desprende del documento enviado por la Embajada de Washington en Tegucigalpa a la Cancillería hondureña, donde piden la detención y posterior extradición del exmandatario a los Estados Unidos, para que enfrente los cargos de los que se le acusan.

De acuerdo con el documento enviado por la Embajada, desde 2004 hasta 2022, Hernández habría participado en una “conspiración violenta de narcotráfico para recibir cargamentos de múltiples toneladas de cocaína enviadas a Honduras desde Colombia y Venezuela, entre otros lugares, por rutas aéreas y marítimas”, y para transportar las drogas hacia el oeste de su país, con el objetivo de que siguieran con destino a “la frontera con Guatemala, y finalmente a los EE.UU.”.

También menciona que desde 2004, “la conspiración transportó más de aproximadamente 500.000 kilogramos de cocaína a través de Honduras con destino a los EE.UU.”.

Como parte de esa conspiración, añade el texto, Hernández habría recibido “millones de dólares por sobornos y ganancias” de parte de múltiples organizaciones de narcotráfico en Honduras, México y otros lugares.

Con esa conspiración y los millonarios sobornos, según EE.UU., el exmandatario “protegió a los narcotraficantes de la investigación, detención y extradición”. “Hizo que se proporcionara información sensible de las fuerzas policiales y militares a los narcotraficantes para ayudarles en sus actividades delictivas”, agrega el documento.

Asimismo, el texto señala que Hernández “hizo que miembros de la Policía Nacional de Honduras y de las fuerzas militares protegieran cargamentos de drogas” y “permitió que se cometieran actos de violencia brutales sin consecuencia”.

“Se busca a Hernández para ser juzgado en los EE.UU. por delitos de narcotráfico y armas de fuego”, dice el documento de la Embajada estadounidense.

En el texto señalan tres delitos en particular: conspiración para importar una sustancia controlada a los EE.UU. desde un lugar fuera del mismo, que incluye la fabricación, posesión y distribución de la droga; uso y porte de armas de fuego o ayudar e instigar a su uso, como ametralladoras y dispositivos destructivos, en apoyo para el tráfico de los narcóticos; y otro también relacionado con el porte de armamento.

En marzo del año pasado, su hermano, el exdiputado Juan Antonio Hernández, fue condenado a cadena perpetua en EE.UU. justamente por delitos de narcotráfico.

El pasado 7 de febrero, el secretario de Estado de EE.UU., Antony Blinken, informó que Hernández fue incluido el 1 de julio de 2021 en el listado estadounidense de personas señaladas de corrupción o de socavar la democracia en El Salvador, Guatemala y Honduras.



 

Semanario El Venezolano. Madrid, del 01 al 15 de junio de 2022

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.